flecha

Estas malas prácticas al conducir pueden estar dañando tu flota

03 noviembre 2021

Cuando aprendemos a conducir un vehículo estamos con las manos fijas en el volante y todos nuestros sentidos están concentrados en el funcionamiento de la máquina. Sin embargo, luego de obtener la licencia y de un par de años en la ruta, se adquieren “mañas” y prácticas que no son sanas, ni para el conductor, ni para el vehículo. Sin embargo existen herramientas tecnológicas que ayudan a “circular por el carril correcto”, especialmente para aquellas empresas de transporte que cuentan con grandes flotas de vehículos. En este artículo identifica las malas maniobras del conductor en vehículos pesados para no perjudicar los activos de tu empresa.

Tipos de riesgos al conducir vehículos de transporte de carga

Los riesgos laborales en la industria transportista pueden catalogarse en dos grandes categorías. Por un lado están los riesgos que son ocasionados por factores externos y por otro lado están aquellos que son ocasionados por factores internos. Los primeros no tienen involucramiento por parte de las empresas ni de los trabajadores, algunos de ellos son:

  • Condiciones climáticas.
  • Mala señalización.
  • Problemas en la ruta.

Los otros factores de riesgo ocasionados por agentes internos son acciones que llevan a cabo las empresas o los trabajadores. Dentro de esta categoría podemos encontrar variables como:

  • Superar los límites de velocidad.
  • Fallas mecánicas de la máquina.
  • Prácticas de manejo malas o irregulares.
  • Riesgos psicosociales (mobbing, estrés, fatiga mental, síndrome del quemado).

Frente a estos últimos factores que afectan directamente al comportamiento y desempeño del conductor al volante, surgen otro tipo de conductas que, además de poner en riesgo sus vidas, afectan directamente en el rendimiento del vehículo. Estas son malas prácticas en conducción que se adquieren por herencia, por costumbre o por no conocer correctamente el funcionamiento de los vehículos.

 

Para leer: Virtual Master Drive: Conducción eficiente y segura para las empresas de transporte

Malos hábitos de conducción que debes evitar ahora mismo

Hay muchas malas prácticas que se cometen al conducir, algunas de ellas parecieran ser inocentes, como revisar el teléfono móvil por unos segundos, sin embargo manipular el celular aumenta el riesgo de accidentes. Debido a esto en Chile comenzó a regir la Ley No Chat, la cual indica que incluso ver el teléfono cuando se está en luz roja es un delito, ya que aunque el vehículo esté detenido en un semáforo, se está en un acto de conducción. Acciones como esta ponen el peligro la vida de quien conduce y de terceros, pero hay otras conductas que, además de atentar contra la vida del conductor, deterioran el vehículo.

1. Calentar el motor

Una de las prácticas más habituales y que afectan directamente el rendimiento del combustible es calentar el motor, es decir, dejarlo en ralentí. Esto lo único que hará es afectar la eficiencia de la máquina, porque aunque no lo parezca, el hecho de que el vehículo esté encendido implica que la gasolina se está consumiendo. En estado de ralentí un motor consume en una hora alrededor de entre 1.5 y 2 litros de gasolina, por lo tanto no es una práctica muy saludable para las máquinas.

2. Superar las velocidades máximas establecidas

Esto por un lado es una de las principales causas de accidentes de tráfico, además imposibilita reaccionar a tiempo en caso de tener que frenar y dificulta el mantener una distancia de seguridad prudente con el vehículo de enfrente, entre otras cosas. Pero por otro lado, conducir a una velocidad superior a la recomendada, el vehículo puede llegar a consumir un 30% más de combustible.

3. Realizar frenados bruscos

Derivado de lo anterior, si el conductor lleva una velocidad muy alta, en caso de tener que frenar, este va a ser de una manera muy brusca, obligando al vehículo a ocupar una mayor cantidad de energía, por ende, una mayor cantidad de combustible. Además, puede causar daños en llantas y todo el sistema de frenos.

4. Cargar la máquina con exceso de peso

Cada vehículo tiene indicado el peso máximo que es posible transportar, esa indicación está ahí por un motivo y se debe respetar, especialmente en empresas de transporte, las cuales necesitan cumplir con ciertas metas al final del día. Cargar un vehículo con un peso superior al indicado trae muchas malas consecuencias. Por un lado altera la estabilidad de la máquina (afectando la seguridad vial), al frenar se ejerce una mayor presión en los neumáticos y finalmente acorta la vida útil de los vehículos.

 

Todo lo relacionado a la carga (excesiva carga, desproporcionada, no asegurada, etc.) perjudica directamente el rendimiento total de la máquina, especialmente al conducir vehículos pesados, obligando a las empresas de transporte a realizar más mantenimientos o cambios de piezas.

 

¿Has experimentado fallas en los vehículos de tu empresa, sin tener certeza de cuáles son las causas? Quizás las malas prácticas al momento de conducir pueden ser la explicación.

CTA ADAS ARTICULO

coméntanos

ARTÍCULOS RELACIONADOS

Qué es el sistema ADAS y cómo beneficia a los vehículos de tu flota

24 noviembre 2021

El sistema ADAS ayuda a la conducción de vehículos, a evitar errores frecuentes al volante y reducir el número de accidentes. ¡Con...

Equipa a tu flota con un tercer ojo para vehículos

17 noviembre 2021

Descubre aquí los sistemas ADAS y las cámaras que funcionan como un tercer ojo para prevenir una colisión a tiempo y prevenir acci...

Fortalece la seguridad activa y pasiva de los vehículos de tu empresa

10 noviembre 2021

En este artículo te contamos acerca de los sistemas de seguridad activa y pasiva incorporados en los vehículos para prevenir accid...